viernes, 31 de julio de 2015

El Marciano - Andy Weir

"Si el oxigenador se rompe, me ahogaré. Si el recuperador de agua se rompe, moriré de sed. Si el Hab se agujerea, explotaré. Si nada de eso pasa, eventualmente me quedaré sin comida y me moriré de hambre.
Entonces si. Estoy jodido."

El Marciano es una novela de ciencia ficción que llevaba mucho tiempo queriendo leer porque tenía críticas excelentes y porque pertenece a un género que me gusta mucho pero que lamentablemente no he leído demasiado.

La novela está ambientada en un futuro cercano donde la NASA ya ha logrado hacer que seres humanos aterricen en Marte, al punto que ya es la tercera misión que envían al inhóspito planeta.

Nuestro protagonista es Mark Watney, un botánico que pertenece a la misión Ares 3. Todo va bien hasta que una tormenta de arena lastima a Watney y el resto de la tripulación creyendo que está muerto, sigue el procedimiento y abandona el planeta de inmediato, dejando a Watney solo y con pocas provisiones. El astronauta tendrá que ingeniárselas para sobrevivir en Marte hasta que la misión Ares 4 llegue al planeta... el problema es que la próxima misión llegará dentro de cuatro años.

Como mencioné antes esta novela tenía críticas muy buenas lo cual puede generar muchas expectativas, a mi no me pareció un mal libro pero tampoco una obra maestra como muchos destacan porque hubo momentos en la historia que se me hicieron demasiado pesados.

Es una novela con una enorme cantidad de datos científicos, cálculos matemáticos y conceptos de ingeniería. Esto para mí es su mayor acierto pero a la vez es su principal flaqueza: es muy bueno porque el detalle de los datos y cálculos da la sensación de estar leyendo a un astronauta de verdad, se nota que el autor se esmeró en hacer una historia muy creíble pero además pese a la gran cantidad de ciencia presente en el libro, se encarga de explicar todo de una forma bastante fácil de comprender para quien no está familiarizado con este tipo de datos.
Sin embargo esto también es el punto débil porque hubo momentos que me resultaron demasiado pesados, sobre todo llegando a la mitad del libro, donde la cantidad de datos fue muy abrumadora y la historia no avanzaba. También me resultó un tanto insoportable la cantidad de veces que repetía términos técnicos como EVA y HAB. 
Pese a que Mark se encuentra en una situación desesperada, jamás pierde
el sentido del humor.

Lo que más me gustó fue el protagonista. La mayor parte del libro está compuesta por fragmentos del diario de Watney donde nos explica cómo se las está ingeniando para sobrevivir, con una gran cuota de humor que hace del relato algo muy entretenido. La enorme cantidad de datos científicos se hace más tolerable porque los explica en forma sencilla y haciendo bromas constantemente.
Además demuestra una gran capacidad de respuesta frente a los problemas que se le presentan a lo largo del libro, muchas de las soluciones que encuentra son espectaculares y son explicadas con lujo de detalles.

Sin embargo, el hecho de que esté escrito en forma de diarios hace que se pierda un poco el suspenso ya que sabemos si Watney sobrevive con tan solo buscar la siguiente entrada en su diario. 

El resto de los personajes no me pareció tan bueno. Los diarios de Watney son alternados por capítulos que cuentan la situación del control de misión de la NASA donde los ejecutivos y expertos tratan de encontrar una forma de ayudar al astronauta, pero la verdad es que no me importaron mucho y no se diferencian mucho uno de otro, la verdad que no son personajes muy memorables. 
Me parecieron que están ahí mas que nada para narrar sucesos que escapan a la perspectiva de Watney (y ayudarlo claro está), pero como mencioné antes no  me generaron nada porque a todos les faltó desarrollo.

El final me gustó mucho y me dejó satisfecho, fue lo que en definitiva levantó esta novela que empieza muy bien pero que sobre la mitad se me hizo insoportable; si no fuera por el final le hubiera dado una calificación más baja.

Calificación 6.5/10: Es una especie de Robinson Crusoe del futuro... y en Marte. Destaco el humor del protagonista, momentos llenos de suspenso y un muy buen final. Tiene un montón de datos científicos que a mi me resultaron pesados llegando a la mitad del libro, pero que son explicados de forma sencilla y accesible para quien no está acostumbrado a ellos.

En general es una novela muy interesante y entretenida, creo que si te gusta la ciencia la disfrutarás todavía más. Me gustó pero no me voló la cabeza como a todo el mundo, claro que mi opinión es la minoritaria; igual lo recomiendo.

2 comentarios:

  1. A mi tampoco me volo la cabeza jaja. Le di una calificacion pasable... pero no volveria a leerlo. quizas la peli sea mejor y no se haga tan densa... pero me di cuenta que me aburrio un poco y sobre todo las partes esas que explican con demasiado detalle las cosas cientificas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Llegando a la mitad del libro ya estaba podrido de tantos datos científicos. A pesar de que el protagonista es gracioso, se me hicieron demasiado pesados.
      Me alegra no ser el único que no piense que es uno de los mejores libros de la historia, con todas las reseñas de 5 estrellas que leí, parecía que había leído otro libro xD.

      Eliminar